Las estatales brasileñas caen en la bolsa tras Bolsonaro decir que limitará su venta

El candidato a la presidencia de Brasil por el partido (PSL), Jair Bolsonaro. EFE/Archivo

Sao Paulo, 10 oct (EFE).- Las acciones de varias empresas estatales de Brasil caían hoy con fuerza dos horas antes del cierre de bolsa de Sao Paulo tras la afirmación del candidato ultraderechista Jair Bolsonaro de que limitará las privatizaciones de activos públicos, defendidas por él, si es elegido presidente.

Los títulos preferenciales de la petrolera estatal Petrobras y los ordinarios de Banco do Brasil perdían en el corro paulista alrededor de un 4 %, aunque la peor parte se la llevaba la eléctrica Eletrobras.

El mayor grupo de energía del país, ya inmerso en un proceso de privatización, encabeza las pérdidas de la sesión de este miércoles al desplomarse sus papeles preferenciales y ordinarios un 11 %.

Por su parte, el Ibovespa, principal índice del parqué brasileño, caía un 2,20 % dos horas antes del cierre de los mercados.

“Esa caída está más concentrada en Eletrobras. Banco do Brasil y Petrobras retroceden, pero de forma más tímida y es porque Bolsonaro comentó ayer en una entrevista que no quiere, de cierta forma, privatizar esas empresas como un todo”, afirmó a Efe Luis Gustavo Pereira, analista en Guide Investimentos.

Bolsonaro, quien disputará con el progresista Fernando Haddad la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en Brasil, dio unas desconcertantes declaraciones en las que puso freno a las privatizaciones prometidas, en un entrevista divulgada en la noche de este martes con TV Bandeirantes.

“Para mí, energía eléctrica, no vamos a meternos. Hasta converso con Paulo Guedes (el consejero económico de Bolsonaro), ¿qué es lo que falló ahí? La indicaciones políticas, que lleva a la ineficacia y a la corrupción”, dijo Bolsonaro.

El polémico capitán en la reserva del Ejército se mostró contrario a la venta de activos del sector de generación de energía y declaró que es posible “conversar” sobre la privatización de la parte de distribución de electricidad.

“Cuando usted va a privatizar, ¿usted va a privatizar para cualquier capital del mundo? China no está comprando en Brasil, está comprando Brasil. ¿Usted va a dejar a Brasil en mano de los chinos?”, se preguntó Bolsonaro.

Sobre la petrolera Petrobras, la mayor empresa del país, expresó que el “núcleo” de la compañía “tiene que ser conservado” por el Estado, pero que áreas como “refino” o “explotación” hay que “abrirlas” a la iniciativa privada porque Brasil tiene la “tecnología”, pero no los “recursos” para ello.

Bolsonaro, que obtuvo un 46,03 % de los votos en la primera vuelta de los comicios celebrada el domingo frente al 29,28 % de Haddad, prometió semanas atrás una mayor apertura económica, desburocratizar el país, reducir el número de ministerios y “privatizar” y “extinguir gran parte” de las compañías públicas.

A pesar de las limitaciones que expuso en la entrevista, el ultraderechista subrayó que el gigante suramericano tiene cerca de 150 estatales y que las que “dan pérdidas” serán vendidas inmediatamente o hasta extintas.

“Bolsonaro tiene algunas ideas o ideología diferentes en relación al liberalismo que son un poco diferentes a las de Guedes”, aunque, a pesar de esas diferencias, “el mercado continúa creyendo en su estrategia de deshacerse de algunos activos estatales”, analizó Pereira.

Bolsonaro y Haddad se medirán el 28 de octubre en una incierta segunda vuelta para la que los sondeos, al menos hasta el pasado sábado, vaticinaban un empate técnico en torno al 45 % de apoyo.