Altos funcionarios norcoreanos visitan Pekín, según medios de Pyongyang

El ministro de Exteriores norcoreano, Ri Yong Ho (centro-dcha), recibe a su homólogo chino, Wang Yi (centro-izda), durante un encuentro en Pyongyang, Corea del Norte en mayo pasado. EFE/Archivo

Seúl, 15 may (EFE).- Funcionarios de alto rango de Corea del Norte se encuentran de visita en la capital de China, informó hoy la agencia norcoreana KCNA, en un viaje aparentemente destinado a mejorar lazos entre ambos vecinos tras las dos recientes reuniones de sus respectivos líderes.

“Una delegación amistosa del Partido de los Trabajadores de Corea encabezada por Pak Thae-song, miembro del Buró Político y vicepresidente de su Comité Central, partió el lunes (14 de mayo) para visitar la República Popular China”, se limita a decir la escueta nota de KCNA.

El texto no detalla el propósito de la visita ni la composición de la delegación y se limita a decir que el grupo aterrizó el mismo lunes en Pekín.

Usuarios en la red social china Weibo publicaron imágenes de un importante despliegue en la capital del país asiático para recibir a miembros del régimen de Pyongyang, y de cómo el grupo fue alojado en el complejo residencial diplomático de Diaoyutai.

A través de Weibo también se publicaron imágenes de la delegación viajando al centro tecnológico de la zona de Zhongguancun, apodado “el Silicon Valley chino”.

Los analistas creen que la delegación podría estar visitando centros industriales chinos con vistas a incrementar la cooperación económica.

Este viaje se produce apenas una semana después de que el líder norcoreano, Kim Jong-un, realizara una visita sorpresa a la ciudad china de Dalian para reunirse con el presidente chino, Xi Jinping.

Esa visita ha sido la segunda desde marzo, cuando Kim viajó a Pekín para verse con Xi en lo que supuso su primer viaje al exterior y su primera cumbre internacional desde que llegó al poder en 2011.

Estos viajes indican una mejora de los lazos entre los dos socios tradicionales, cuya relación se ha resentido en los últimos años ante la pujanza del programa armamentístico norcoreano y el incremento de sanciones de Pekín para castigar la actitud del régimen.

También se enmarcan en la frenética actividad diplomática activada este año a raíz de que Pyongyang mostrara intención de hablar sobre el posible desmantelamiento de su programa nuclear, un giro que ha permitido convocar una histórica cumbre el 12 de junio en Singapur entre Kim y el presidente de EEUU, Donald Trump.